Días de relax en Panoramic Grand Hotel

Desde la ventana del hotel se ve el hito de la triple frontera. Justo aquí en este lugar donde el río Iguazú confluye con el Paraná. Hermoso entorno selvático. Si algo tiene Misiones es su intensa vegetación, te atrapa y no te suelta. Una especie de triángulo verde al fondo es Paraguay. Entre ese frondoso follaje, se sabe que está Ciudad del Este. Justo enfrente, Brasil con su moderna Foz de Iguazú.

Hay hoteles para pasar rápido por ellos. Y los hay para quedarse. Y este es uno de ellos. Una bella y sólida construcción de los ’40, que une lo moderno con lo histórico. Originalmente fue el hotel del Instituto de Previsión Social (IPS), pasó épocas de esplendor y luego vino su debacle. Estuvo cerrado por 30 años, pero, en 2007 volvió para ser Panoramic Grand Hotel. Su interior se modernizó completamente, sin embargo (y por suerte) el exterior respeto la fisonomía original. Hoy convertido en un hotel 5 estrellas, totalmente renovado, alza su estructura en la loma de una barranca tapizada de verde, salpicada con palmeras, lapachos y otras especies de la región.

 

Panoramic Gran Hotel en Puerto Iguazú

Panoramic Gran Hotel en Puerto Iguazú

Un hotel para disfrutar al máximo del tiempo ocioso. Hay rincones con cómodos sillones que invitan a sentarse, para leer, comer, o simplemente perder la vista en ese horizonte que limpia la mirada. El sol regala días cálidos; el hotel, la sensación de paz y tranquilidad, lejos del ruido de la ciudad, pero a la vez cerquita de su centro comercial. Y a unos veinte minutos del máximo despliegue de la naturaleza: las Cataratas del Iguazú.

Panoramic Gran Hotel en Puerto Iguazú

La vista desde el hotel del parque y la triple frontera con Paraguay y Brasil.

Leonardo Pascutto es el gerente del Panoramic Grand Hotel, en Puerto Iguazú, él explica los cuatros tipos de habitaciones que posee el hotel. En total dispone de 91. La Suite Panorámica tiene alrededor de 47 m2 y está dividida en dos ambientes. “Es ideal para una familia con niños”, acota. Hay suites standars: pueden alojarse familias con un niño. La estrella del hotel es la habitación Río balcón. “Especial para mieleros, o esa pareja que quiere disfrutar de un entorno único”, aclara Pascutto.

La decoración del hotel es minimalista, amarillos, ocres, rojos.  Este tono está muy presente, tono que remite a la tierra que parece pintar de atardeceres los caminos misioneros. A un costado del lobby, una puerta de vidrio deja ver las maquinitas y la ruleta electrónica del casino.

Un amplio lobby con vistas a los jardines

El tema gastronómico es otro punto fuerte. El menú fue creado por Luciano Grimaldi, el chef ejecutivo. A la carta se suman los miércoles de pizza libre, los jueves de picada en el Lobby Bar, un encantador espacio que da a los ventanales de la galería. Los viernes es el turno de la “pasta en vivo”, donde un chef cocina en el momento las diferentes variedades de pasta rellena, con salmón, con hongos, y se completa con la salsa que sale también en vivo y en directo. Los sábados están dedicados para los amantes de la parrilla, ya que toda la carta se sirve desde la enorme parrilla que está detrás de la piscina. Hay carnes asadas: bife de chorizo, asado, lomo, y por supuesto, pescados de la región, como el dorado, o el surubí. Qué también tienen gran protagonismo en el menú a la carta, en platos elaborados con otros productos de la región como la mandioca.

La carta creada por Luciano Grimaldi incluye productos típicos de la región.

Para el relax el spa ofrece tratamientos variados, y funciona el baño romano, a un costado de la piscina, con agua climatizada a 30º/ 35º durante los 365 días del año. Lindo, confortable y bien ubicado, son las críticas que ponen los huéspedes que pasaron por él en Tripadvisor. Tres condiciones que todo viajero desea para un hotel. Y, cuando termina el día, una excelente opción es recostarse en una reposera junto a la piscina y sólo dedicarse a ver cómo cae el sol.

Panoramic Gran Hotel en Puerto Iguazú

Los atardeceres guardan la magia de los ríos y la selva misionera.

 




No hay comentarios

Añadir más